AVANCE DE OBRA DE LA RESIDENCIA DE MAYORES EN CARTAGENA

La construcción de la Residencia de Mayores en Cartagena continua a buen ritmo. A pesar de las dificultades que se han presentado el pasado año, comenzamos este primer trimestre con la fachada del edificio prácticamente terminada. Ya se puede percibir la imagen característicamente mediterránea de este nuevo hogar para mayores, que alojará a 180 residentes en tres luminosas Unidades de Convivencia.

Se trata de un proyecto del que estamos especialmente orgullosos por la limpieza conseguida tanto en planta como en alzados, todos representantes de uno de los principios fundamentales de nuestra arquitectura: el orden interior, clave para una distribución de usos y circulaciones clara y eficaz.

 Sus tres Unidades, todas ellas de PB +1, con sótano y cubierta comunes, se organizan alrededor de un patio central y funcionan, en gran medida, autónomamente gracias a los servicios comunes ubicados en las tres: comedor, salada de actividades y convivencia, sala de visitas y baño geriátrico. Una trasposición de lo que serían tres pequeños “vecindarios”, cuyas viviendas rodearan su propia “plaza mayor”, lugar de encuentro entre los habitantes.

 

Estos tres bloques quedan trabados centrífugamente por un vértice común, un espacio público al que desemboca el acceso principal de la planta baja. Aquí se encuentran los tres núcleos de comunicación vertical que conectan las cuatro plantas, así como las Áreas Administrativa y Sanitaria del Centro.

El orden aplicado y sentido de la economía de medios también afecta a los aspectos constructivos. La envolvente del edificio está compuesta por elementos prefabricados: módulos de hormigón, de acabado estriado exterior y trasdosado al interior, se alternan con paños acristalados. Esta piel vibrante queda protegida por un generoso alero corrido, también formado por piezas prefabricadas de hormigón. Este sistema agiliza la construcción además de minimizar los posibles errores e imprevistos de la puesta en obra in situ, evitando retrasos y los gastos que estos conllevan.

Otro aspecto interesante de este proyecto es su cubierta plana transitable, ya que, además de acoger holgada y estéticamente las instalaciones (UTAs, grupo electrógeno, enfriadora, sala de fontanería y calderas), ofrece un interesante espacio común. Una terraza accesible, animada por los claroscuros de las pérgolas, estratégicamente dispuestas, y las vistas hacia los patios de las plantas inferiores. Un parque para los vecinos de este hogar, que estará finalizado a medidos de este próximo verano.